• ¿Qué Tan Cierto Es Que La Grasa Es Mala Para La Salud?
    Nutrición

    ¿Qué Tan Cierto Es Que La Grasa Es Mala Para La Salud?

    Uno de los principales culpables cuando subimos de peso o sufrimos una enfermedad cardiovascular es la grasa. Si bien esta puede ser mala, en realidad no es tan dañina del todo debido a que la grasa es esencial para nuestro cuerpo.

    Así es, la grasa es uno de los nutrientes más importantes en nuestro cuerpo. Es por eso que aquí averiguaremos si la grasa es realmente mala o si solo es un mito o estereotipo. Así podrás mejorar tu salud y cuidar tu nutrición de forma adecuada y sin consecuencias.

    Los tipos de grasa

    Lo primero que debes saber es que hay grasas buenas y grasas malas. Las grasas buenas son aquellas que podemos encontrar en grupos como el Omega 3 y 6, las cuales están presentes en alimentos como aguacates y nueces. Además de ser nutritivas, las grasas buenas nos ayudan a depurar el organismo de grasas malas.

    Por otro lado, podemos encontrar a las grasas malas las cuales están presentes en alimentos procesados. Un ejemplo son las grasas o aceites hidrogenadas las cuales son muy comunes en alimentos industrializados, pero resultan muy dañinas para la salud.

    Tipos de Grasas

    Un balance perfecto

    Así como pasa con los azúcares o carbohidratos, el exceso de grasas puede provocar efectos en la salud. Por ejemplo, comer muchas frituras o alimentos congelados podría aumentar tu nivel de grasas malas como el colesterol en la sangre. Esto derivará, inevitablemente, en enfermedades y accidentes cardiovasculares.

    Uno de los principios fundamentales en la nutrición es cuidar el balance de lo que comemos. Hay cierto porcentaje de grasas que debes comer de acuerdo con tu régimen de alimentación y tus necesidades nutricionales. Por ejemplo, si estás en dieta cetogénica necesitarás comer más grasas (buenas) que en una dieta baja en grasa.

    El exceso de grasa

    Como ya te contamos, excederte en el consumo de grasas es lo que provoca el aumento de peso, lo mismo sucede con los carbohidratos, por ejemplo. Es por eso que debes de tomar en cuenta la cantidad que consumes al día de grasa.

    La mejor forma de reducir la grasa es cambiar tus hábitos alimenticios. Deja la comida congelada del supermercado y los alimentos procesados. También te recomendamos cambiar la forma en la que cocinas, una buena opción es dejar de freír la comida en aceite y comenzar a usar una freidora sin aceite la cual te dará los mismos resultados, pero con 80% menos grasa.

    El exceso de grasa

    ¿Entonces? ¿La grasa es buena o mala?

    Al igual que sucede con la sal, el azúcar, picante, alcohol y hasta el celular, todo en exceso es malo. Esto mismo aplica con la grasa pues su consumo es fundamental para darnos energía a mediano y largo plazo, pero su consumo excesivo puede afectar nuestra salud.

    En conclusión, podemos decir que la grasa no es mala siempre y cuando sea de calidad (grasas buenas) y esté bien dosificada. Una forma sencilla de hacerlo es cambiando tu aceite de maíz hidrogenada por una de oliva prensada en frío y cambiar tu freidora convencional por una freidora sin aceite.

  • Freidora con Aceite
    Nutrición

    Los Beneficios de Usar Una Freidora sin Aceite

    Parece que nuestra sociedad está cada vez más concienciada sobre la importancia de llevar una vida sana, lo cual incluye una alimentación saludable. Y aunque alimentos como el aceite son beneficiosos para la salud, en exceso pueden resultar perjudiciales.

    De ahí que cada vez más personas se apunten a la moda de cocinar con una freidora sin aceite, ya que se trata de una opción especialmente sana y ecofriendly.

    ¿Quieres saber cuáles son los principales beneficios de cocinar con este tipo de freidoras? Te lo contamos todo en las siguientes líneas.

    Se consumen menos calorías

    Freír sin aceite reduce el número de calorías con respecto a la fritura de toda la vida. Y no lo hace en una medida insignificante, sino en entre un 70% y un 80%, según expertos en la materia.

    Esto se debe a la disminución de grasas, lo cual es de lo más beneficioso para la salud, teniendo en cuenta la relación del consumo de grasa de aceites vegetales con el riesgo de sufrir dolencias cardiovasculares.

    Ayuda a perder peso

    Ayuda a perder peso

    Comer alimentos fritos con frecuencia contribuye a ganar peso, ya que estos tienen altos índices de calorías. Sin embargo al cocinar en una freidora sin aceite se reduce considerablemente el nivel de grasa, ayudando a perder los kilos de más.

    Disminuyen los compuestos peligrosos de los alimentos

    Cuando se fríe en aceite abundante, se pueden crear compuestos en potencialmente peligrosos. Tal es el caso de la acrilamida, que ha sido clasificada como un “probable carcinógeno” por la Agencia Internacional para la Investigación del Cáncer.

    Existen estudios que han asociado la acrilamida dietética y un riesgo más alto de sufrir cáncer renal, ovárico y endometrial. Es por ello que utilizar una air fryer puede ser muy positivo para la salud, al disminuir el contenido de acrilamida.

    Permite cocinar de forma más ecológica

    Como hemos comentado al principio de este post, la freidora sin aceite es una opción respetuosa con el medio ambiente.

    Y esto es así porque apenas tarda en alcanzar la temperatura necesaria, y cocina en menos tiempo que una freidora de toda la vida. A esto hay que añadir que la freidora de aire es más eficiente a nivel energético, al requerir menos electricidad para su funcionamiento.

    Usando un Freidora sin Aceite

    Tiene un manejo muy sencillo

    Utilizar una freidora de aceite es muy fácil, ya que su funcionamiento es de lo más básico. Prácticamente se reduce a programar el tiempo y la temperatura. Y su limpieza también es muy práctica, ya que con normalmente bastará con utilizar un estropajo.

    No deja olores desagradables

    Uno de los puntos negativos de las freidoras clásicas es que suelen dejar olor a comida por la casa. Sin embargo esto es algo que no ocurre con la air fryer, por lo que contribuye a un mejor ambiente en el hogar.

    Como puedes observar, utilizar una freidora sin aceite está lleno de ventajas, y los resultados son excelentes. Por ello no es de extrañar que sea una opción que está cobrando fuerza a la hora de cocinar alimentos saludables, de forma rápida y sencilla.